Consejos para tener una correcta hidratación corporal

0

Hoy te quiero dar unos consejos relacionados con la hidratación corporal. Durante el invierno al tener “escondido” el cuerpo, parece que nos olvidamos un poco de él y con la llegada del verano nos damos cuenta de que nos hemos descuidado un poco. Pues bien, ¡a eso tenemos que ponerle remedio ya!

hidratación corporal farmacia escribanos

Hidratación desde dentro

Comienza por una buena hidratación tanto por dentro como por fuera. ¿Qué quiere decir esto? pues que solo aplicando cremas hidratantes no conseguimos una buena hidratación, hay que beber al menos 2 litros de agua diarios, para poder aportarle todo lo necesario a nuestra piel.

El agua tiene funciones tan importantes como la de lubrificar las articulaciones, regular la temperatura corporal, regular la tensión arterial, es el “caldo” donde ocurren las principales reacciones metabólicas, es decir, una adecuada hidratación es esencial y fundamental para la salud del cuerpo humano. Si quieres saber cómo llevar una buena hidratación desde dentro lee nuestro decálogo.

Una vez hidratada la piel desde “dentro” comienza la hidratación desde “fuera” parte fundamental y complementaria.

Ausencia de hidratación externa

Durante el invierno muchas personas descuidan los cuidados de la piel del cuerpo, ya que al no estar expuesta se olvidan de ella. Luego ésta comienza a resentirse mostrando síntomas de sequedad, tales como picores, descamación (debido a la pérdida de lípidos), rojeces, tirantez, pequeñas heridas o resquebrajamientos, sobre todo por la zona más próxima a los tobillos. Al ocurrir esto, la piel está débil y pierde parte de esa función de barrera que posee, haciéndonos mucho más vulnerables, a infecciones por hongos, a una mala pigmentación, a sufrir pequeñas heriditas que se infectan tras el rascado, etc.

Cómo hidratarnos correctamente desde fuera

Primer paso

Bien, pues lo primero que haremos será una exfoliación corporal, que se podrá realizar o con guante de crin o con exfoliantes corporales. Con este paso conseguiremos quitar las capas de células muertas que se acumulan y dan ese aspecto blanquecino, además prepara la piel de manera que los productos que nos apliquemos después penetraran mucho más profundo. Lo ideal es realizarlo una o dos veces a la semana.

Segundo paso

Uno de los productos más novedosos son los oleogeles, están desarrollados específicamente para el tratamiento de las pieles secas y sensibles, contienen un 55% de lípidos que ayudan a prevenir la sequedad y la descamación. Son de uso diario y aportan limpieza, suavidad e hidratación. Se pueden utilizar como parte de la higiene corporal diaria, comenzando la hidratación desde la ducha.

También podemos utilizar como parte de la hidratación corporal los aceites esenciales, ya que no sólo ayudan a hidratar, sino que también aportan beneficios a todos los tipos de pieles, gracias a el alto contenido en nutrientes naturales. Aumentan el contenido de lípidos en la capa superior penetrando hasta las capas más profundas proporcionando una hidratación completa. Muchos de ellos también tienen vitaminas A y E encargadas de la regeneración y elasticidad de la piel. Se pueden usar a diario e incluso en la piel del bebé.

Tercer y último paso

Por último tenemos las cremas de hidratación corporal, las más clásicas pero no por ello menos efectivas. En este apartado es donde el mercado es mucho más variado, pudiendo encontrar cremas para todo tipo de pieles con todo tipo de afecciones. Por ejemplo, están las cremas con alto contenido en avena, ideales para las pieles más resecas (como las atópicas), que además de aportar hidratación, calman las irritaciones y el picor. Las formuladas para pieles extremadamente secas tienen un alto poder emoliente para devolver la elásticidad a la piel. Luego están las enriquecidas con aceites esenciales como el argán, el aceite de almendras ó de rosa mosqueta.

También nos las encontraremos formuladas de maneras diferentes como emulsiones mucho más ligeras que las cremas y más indicadas para pieles grasas o como lociones, que suelen contener plantas naturales con acciones hidratantes y calmantes.

¿Te ha gustado el artículo? ¿Tienes dudas?  ¿Quieres saber más cosas sobre la hidratación? ¿Tienes alguna recomendación que realizarnos? ¡Déjalo en los comentarios o ven a la farmacia! Estaremos encantados de leer tus impresiones.

                                                   Mamen González del Corral Ruiz, Farmacéutica Adjunta

About Author

Mamen González del Corral

Licenciada en Farmacia por la Universidad de Sevilla. Postgrado de experto en Dermocosmética Farmacéutica y Parafarmacia por la UNED. Actualmente cursando un segundo experto en Dermocosmética Farmacéutica por la Universidad de Barcelona y formación en tricología.

Leave A Reply