¿Cómo me preparo para hacer el Camino de Santiago? | Consejos

0

¡Bienvenido de nuevo al Blog de Farmacia Escribanos! Hoy quiero contarte mis planes para las vacaciones. El viernes 2 de agosto las comenzaba ¡y nos íbamos 5 amigas al Camino de Santiago! Por ello, quiero contarte un poco sobre el tema de la preparación ya que es un asunto muy importante.

salud camino de santiago

Antes de nada

  1. Lo primero e imprescindible es hacer un buen entrenamiento e ir empezando a caminar un tiempo antes de comenzar el camino para ir adquiriendo resistencia.
  2. La mochila que lleves no debe superar el 10% de tu peso corporal, no obstante durante el camino hay servicios de transporte de mochilas, que sin duda son un alivio para la espalda. No dudes en contratarlos, ya que seguro que te alegrarás.
  3. Ahora ya podemos pasar a tratar el grueso del asunto que quería traer con esta entrada.

¿Qué no puede faltar en tu mochila de peregrino?

1. Para Los pies. He aquí un tema fundamental ya que son los que te llevarán hasta Santiago.
Es recomendable ir al podólogo unas 4 semanas antes de comenzar el camino, para ver que tal están tus pies y eliminar posibles durezas o problemas en las uñas que nos pudiesen fastidiar nuestro camino. Durante los dias de preparación es muy recomendable aplicarse de manera diaria cremas hidratantes para los pies, para mantenerlos en perfecto estado.
Cada vez que te los laves utiliza una piedra pómez suave o la lima electrónica de Dr. Scholl para dejarlos suaves y sin atisbo de durezas.
Las uñas siempre debes cortarlas una semana antes como mínimo, y no muy al ras, ya que si no dejaría piel que normalmente va cubierta por la uña, y ésta es más fragil (por lo tanto más susceptible de sufrir una rozadura). No es recomendable llevarlas pintadas ya que si hubiese algún problema con ellas, el esmalte lo taparía y no lo detectarías.
Durante el camino tendrás que prestarles especial atención. En mucho sitios recomiendan aplicarse vaselina en los pies antes de empezar a caminar y después al acostarse, aunque yo no estoy del todo de acuerdo con que sea la mejor opción. Me decanto mucho más por los aceites de Mepentol. Estos aceites se utilizan para la prevención de la formación de las úlceras por presión, normalmente en personas con movilidad reducida y que pasan largos periodos en cama. Están compuestos por ácidos grasos hiperoxigenados que favorecen la renovación de las células epidérmicas mejorando la resistencia de la piel y facilitando la cicatrización; evitan la deshidratación cutánea y crean una barrera antimicrobiana que protege la zona ulcerada, ideal en el caso de que aparezcan ampollas para evitar la infección.
Debes llevar un Botiquin del caminante siempre a mano, y en él no pueden faltar tiritas resistentes, para mí las mejores son las de Hansaplast Sport, pues no se mueven ni se despegan. Unos apósitos antiampollas, los de Compeed los mejores, alguna aguja y algúndesinfectante tópico por si hubiese que pinchar alguna ampolla. También soy partidaria de llevar siempre alguna crema antibiótica yotra antiinflamatoria por que nunca se sabe. Y por supuesto para la hora de acostarnos alguna crema hidratante y refrescante para los pies y las piernas.
2. Los Medicamentos. Siempre es bueno llevar antiinflamatorios como el ibuprofeno y antipireticos como el paracetamol. Nunca está de más algo para los gases (Disolgas, Aero Red), algo para las diarreas cómo el Fortasec o la Salvacolina, y un par de sobres de Sueroral (suero para disolver en agua que evita la deshidratación). Además es recomendable también llevar algo para los ardores, como el Gaviscon, ya que serán días de probar la comida típica de cada pueblo por el que pasemos. A mí personalmente también me gusta llevar siempre encima (incluso en el bolso) una crema “para todo” tipo Aquaphor de Eucerin, sirve para las rozaduras, las quemaduras leves, las pequeñas heridas…
3. La Higiene. Lo más conveniente es llevar pequeños botes que podamos rellenar, para no ir tan cargados. Es ideal el usar un gel de baño que no reseque la piel. Siempre es bueno portar un gel de Higiene Intima, mi favorito Eucerin, y también me gusta llevar siempre conmigo toallitas íntimas como las de Germisdin o las de Lutsine, para evitar las infecciones. Un desodorante en roll-on, ya que suelen ser mejores que los de spray y con una resistencia alta, ya que probablemente sudes de lo lindo. Vichy Stress Resist es muy potente y neutraliza el olor por completo (tapón rojo).
4. Para el Rostro (cara, cuello y escote). Uno va a estar haciendo deporte y uno no puede ir cargadd de todos los potingues que suela usar habitualmente. En mi caso he decido llevarme a mi fiel compañero el Protector Solar Anthelios XL ultrafluido SPF 50+, para el día. Y por la noche mi gel de limpieza facial y mi inseparable Effaclar K+.

Para terminar

Así que nada, yo me despido por aquí. ¡Ya te contaré mis aventuras cuando vengas a la farmacia! Espero que estés pasando unas muy buenas vacaciones tú también (o al menos un buen verano) y muy próximamente nos veremos por aquí con más artículos.
¡Mil besazos!

About Author

Mamen González del Corral

Licenciada en Farmacia por la Universidad de Sevilla. Postgrado de experto en Dermocosmética Farmacéutica y Parafarmacia por la UNED. Actualmente cursando un segundo experto en Dermocosmética Farmacéutica por la Universidad de Barcelona y formación en tricología.

Leave A Reply